SEMANA VOCACIONAL “AMOR DE DIOS”

¡EL MUNDO TE NECESITA! NECESITA JÓVENES CONTAGIADOS POR EL AMOR DE DIOS

No te descubro nada nuevo si te digo que “el que no sabe a dónde va, termina en cualquier parte”. Ésta es la experiencia de mucha gente, también de muchos jóvenes, que emplean demasiado tiempo en pensar sobre lo que hacen y muy poco en lo que son, o en lo que desean ser.

En este mes Usera, te invitamos a recorrer la semana del camino vocacional. Joven, hoy Jesús quiere encontrarse contigo, quiere que descubras las respuestas que te da sobre el sentido de tu vida y la vocación a la que te llama. Esta propuesta puede ayudarte. Dios, sigue buscando y llamando personalmente. Pide actitud de disponibilidad, conocimiento y decisión de tu parte. ¡Atrévete a encontrarte con él, y respóndele!

Al finalizar la reflexión de cada día, te invitamos a rezar la oración por las vocaciones “Amor de Dios”.

 

PRIMER DÍA

BUSCA

“Pidan y se les dará, busquen y encontrarán, llamen y se les abrirá, porque quien pide recibe, quién busca encuentra y a quien llama se le abre” (Mt. 7, 7-8)

MOTIVACIÓN

Buscaré personas generosas que quieran servir a Dios de balde. P. Usera.

La fuente única de toda vocación es Dios. Él toma la iniciativa y busca a los que quiere, cuándo quiere y para la misión que quiere.

 

CANTO: SI ESTÁS BUSCANDO

*Si estás buscando

-Si buscas con afán.

*Un buen amigo

-Decídete.

*Ponte en camino

-no te lo pienses más.

*Ven a Jesús.

-Ven a Jesús.

*Si lo encontraste,

-bendice a tu Señor.

*Canta de gozo

-Aleluya.

*Piensa que él solo,

-no hay nadie como él

*es el Señor

-es el Señor.

1.- Él no rechaza a quien se acerca, a quien lo acepta como Señor. Él lo perdona, le da su vida y lo rodea con su amor.

2.- Es una fiesta que no termina, es la alegría del corazón. Vivo contento, siempre a su lado, viene conmigo, es mi Señor.

 

TEXTO BÍBLICO

“Jesús, al ver que le seguían les dice: ¿Qué buscan? Respondieron: Maestro, ¿dónde vives? Les contesta: vengan y vean” (Jn 1, 38-39)

 

PROFUNDICEMOS

Los discípulos siguen a Jesús, porque Juan el Bautista les ha indicado que él es el Cordero de Dios. Ellos lo buscan, pero es Jesús quien sale a su encuentro, les cuestiona: ¿qué buscan? Y ante la respuesta que dan, les ofrece la posibilidad de descubrirlo por ellos mismos.

Nosotros también buscamos una orientación, tenemos muchos interrogantes, queremos conocer la voluntad de Dios sobre nuestra vida, por eso nos acercamos al puerto seguro que es Jesús; si hacemos lo que él nos dice encontraremos la respuesta.

 

ORACIÓN:

Señor Jesús,

Tú estás cerca de nosotros,

Caminas en nuestros caminos,

Pero muchas veces

Quedas como un desconocido,

Porque no sabemos reconocerte.

Haznos atentos a tu pasar,

Abiertos a tu Palabra,

Dispuestos a seguirte

A donde nos conduzcas.

Ayúdanos a encontrar cada día

El tiempo para buscarte

Y permanecer contigo.

Amén.

 

SEGUNDO DÍA

LLAMA

“Eli dijo al niño Samuel: Anda acuéstate y si te llama alguien dices: Habla Señor que tu siervo escucha” (1 Sam 3, 9)

 

MOTIVACIÓN

“Estoy convencido de que Dios me ha escogido para hacer el bien en la tierra” P. Usera.

Dios irrumpe en la vida concreta del hombre y llama a cada uno por su propio nombre.

Esta llamada es un don gratuito, libre, imprevisible del Señor, que irrumpe en la vida del hombre para confiarle una misión.

 

CANTO: SEGUIRTE ES MI VOCACIÓN

Me invitas cada día, para hacer tu voluntad, llamándome con tu vida y tu ejemplo de fidelidad. Te busco por los caminos que traza tu dulce voz, dispuesto estoy a seguir tu llamado de amor Señor.

El fuego de tu voz, canta en mi corazón. Señor por tu llamado, seguirte es mi vocación, en tu nombre la esperanza se hace canción.

Te canto con alegría por llamarme mi gran Jesús, tú creas la melodía y el ritmo de mi juventud. Jesús tus palabras amigas, construyen nuestra oración, la misión que me das es música en mi corazón Señor.

 

TEXTO BÍBLICO

“Subió a la montaña, fue llamando a los que él quiso y se fueron con él. Nombró a doce para que convivieran con él y para enviarlos a predicar” (Mc. 3, 13-14)

“Yo estaré con ustedes siempre, hasta el fin del mundo” (Mt. 28, 20)

 

PROFUNDICEMOS

Jesús llama a seguirle. Ofrece estar con él, y compartir su misión, evangelizadora, sanadora, liberadora, etc.

Llama para algo concreto, y lo hace de forma personal, porque los conoce desde antes de nacer.

Jesús sigue llamando, quizá sea a ti. ¿Puedes escucharle? ¿Qué te pide? Si lo oyes, date la oportunidad de conocerle, y seguirle, sabiendo que al igual que a los apóstoles él te regala el privilegio de su compañía permanente.

ORACIÓN

Señor Jesús, tú lo sabes todo,

Conoces el principio y el fin de mi camino.

Marcha delante de mí para indicarme la ruta.

Tú me llamas, haz que responda a tu llamado

Y ayúdame a seguirte.

Amén.

 

 

TERCER DÍA

DISPONIBILIDAD

“Aquí estoy Señor para hacer tu voluntad” (Heb. 10, 7)

MOTIVACIÓN

“Madre, enséñame y ayúdame a darle a Jesús todo  y a dárselo sonriendo” Sor Rocío.

La llamada de Dios es personal. La respuesta es igualmente personal: hay una respuesta diferente para cada llamada, lo importante es estar dispuesto como María a hacer su voluntad.

CANTO: OFRENDA DE AMOR

Tal como soy Señor, sin nada que ofrecer más que mi canción, no tengo más que darte pues todo es tuyo Señor. Tal como soy Señor sin nada que entregar más que el corazón, me rindo todo a ti, tómame Señor, tal como soy.

Acéptame como ofrenda de amor, como un sacrificio agradable en tu honor, grato perfume yo quiero ser Señor. 2.

TEXTO BÍBLICO

“Fueron, vieron donde vivía y se quedaron con él ” (Jn. 1, 39)

“El Reino de los cielos se parece a un tesoro escondido en un campo: lo descubre un hombre, lo vuelve a esconder y, lleno de alegría, vende todas sus posesiones para comprar aquel campo” (Mt. 13, 44)

PROFUNDIZACIÓN

Jesús espera de nosotros una respuesta, ¿estamos dispuestos a dársela? Sabemos que nos pide conversión de corazón. Precisa que hagamos algunos cambios que exigen de nosotros renuncias, por un bien mayor, cómo le pasó al hombre que encontró el tesoro, y vendió todo lo que tenía para comprar la tierra en dónde estaba.

ORACIÓN

 

Señor Dios, fuente de toda vocación,

Te alabamos y bendecimos

Por todos los hombres y mujeres

Que tú has llamado a tu servicio

Y te han seguido.

Por la intercesión de los apóstoles

Y de la Virgen María,

Danos la gracia de estar atentos

A la escucha de tu Palabra

Y de las personas que nos la anuncian:

Que estemos dispuestos

A la conversión profunda

De nuestra vida,

Para comprender tu voluntad y realizarla.

Te lo pedimos por Cristo, nuestro Señor.

Amén.

 

 

CUARTO DÍA

 

CONOCE

“Todo el que ama ha nacido de Dios y conoce a Dios. El que no ama no ha conocido a Dios, pues Dios es amor” 1 Jn. 4, 7a-8

 

MOTIVACIÓN

 

“¡Sí las muchachas que se forjan un ser ideal lo conocieran a Él … Si supieran con qué delicadeza y ternura Él nos ama!” Sor Rocío.

 

Para seguir a Jesucristo hay que conocerlo, para conocerlo y conocerse a sí mismo con sinceridad, hace falta una actitud de humildad, de apertura al diálogo, con Cristo, y con las personas que Dios ha puesto como mediación para conducirnos a él, y crecer en su conocimiento a nivel más profundo.

 

TEXTO BÍBLICO

“Jesús le contestó: Si conocieras el don de Dios y quién es el que te pide de beber, tú le pedirías a él, y él te daría agua viva” Jn. 4, 10

 

PROFUNDIZACIÓN

 

Jesús busca a la persona, la llama y hace todo un proceso de sanación de su historia, acompañando, marcando pautas de profundización, reflexión y fe; él va conduciendo el proceso formativo desde la fe, ayudando a la persona a conocerse a sí misma y a la vez dándose a conocer gradualmente, a través de un diálogo abierto con él.

CANTO: CÓMO UN PERFUME A TUS PIES

Cuando pienso en tu amor y en tu fidelidad, no puedo hacer más que postrarme y adorar y cuando pienso en cómo he sido y hasta dónde me has traído me asombro de ti. Y no me puedo conformar, he probado y quiero más.

Yo quiero enamorarme más de ti, enséñame a amarte y a vivir, conforme a tu justicia y tu verdad, con mi vida quiero adorar. Con todo lo que tengo y lo que soy, todo lo que he sido te lo doy, que mi vida sea para ti como un perfume a tus pies.

Cuando pienso en tu cruz y en todo lo que has dado, tu sangre por mí, por llevar mi pecado. Y cuando pienso en tu mano, hasta aquí hemos llegado, por tu fidelidad.

Y no me quiero conformar, he probado y quiero más. 2.

 

ORACIÓN

Señor Jesús, abre mi corazón a ti y a los otros.

Hazme humilde como tú,

para reconocer lo que soy delante de ti,

Y acoger el don de tu Palabra que libera.

Quiero conocerte y amarte.

Aquí estoy Señor,

dispuesto a seguirte.

 

QUINTO DÍA

DECIDE

“El Señor dijo a Abrán: Sal de tu tierra y de la casa de tu Padre, a la tierra que te mostraré … Abraham marchó como le había dicho el Señor” Gn. 12, 1. 4a.

MOTIVACIÓN

“Ya no tengo miedo. Ahora a luchar y a trabajar hasta gastarme por Él y por los demás” Sor Rocío.

Después de descubrir que Dios busca y  llama a la persona por el nombre para una misión concreta, ésta se dispone a aceptar su voluntad, entra en un proceso de discernimiento vocacional, conociendo más, orando y reflexionando lo que va descubriendo ser el querer de Dios en su vida. Llega un momento en que ya está preparada para decidir, para decir “Sí” al Señor, sin condiciones, apoyada exclusivamente en la fe.

TEXTO BÍBLICO

“Aquí está la servidora del Señor, que se cumpla en mí tu Palabra” Lc. 1, 38

PROFUNDIZACIÓN

Al igual que le sucedió a María, Dios tiene un proyecto sobre cada uno. Él, nos conoce en profundidad, sabe de qué “pasta” estamos hechos (talentos, límites, …), y así como somos nos llama. Cada llamada exige una respuesta. En un diálogo verdadero, sincero, busco la verdad sobre mí mismo. A veces puedo tener momentos de duda, de resistencia. Puedo estar frente a un verdadero combate espiritual. A pesar de todo mantendré mi confianza en Aquel que me llama, me abandono y me adhiero a su plan, quiero realizarlo con todas mis fuerzas.

CANTO: ALMA MISIONERA

1.- Señor, toma mi vida nueva, antes de que la espera desgaste años en mí. Estoy dispuesto a lo que quieras no importa lo que sea, tú llámame a servir.

LLÉVAME DONDE LOS HOMBRES NECESITEN TUS PALABRAS, NECESITEN MIS GANAS DE VIVIR, DONDE FALTE LA ESPERANZA, DONDE FALTE LA ALEGRÍA, SIMPLEMENTE POR NO SABER DE TI.

2.- Te doy mi corazón sincero para gritar sin miedo lo hermoso que es tu amor, tendré mis manos sin cansancio, tu historia entre mis labios, la fuerza en la oración.

3.- Y así en marcha iré cantando, por pueblos predicando lo bello que es tu amor, Señor, tengo alma misionera condúceme a la tierra que tenga sed de Dios.

ORACIÓN * (A elegir una de estas dos)

Señor, guárdanos de ser

de aquellos que hablan mucho,

pero nunca comienzan nada.

De ser de aquellos que comienzan todo,

pero no acaban nada.

De aquellos que prometen siempre,

pero no dan jamás.

De aquellos que no hacen nada,

pero critican a aquellos que hacen.

De ser de los que sacan faltas a los otros,

pero no hacen nada por corregirse ellos.

De ser de aquellos que sólo piensan en recibir

y jamás en dar.

Señor, abre nuestro corazón,

danos un alma noble, disponible y decidida

a seguirte. Amén.

 

O bien:

 

María, contigo quiero decir sí al Señor:

Sí, al amor y a la vida,

Sí, a la justicia y a la paz,

Sí, a la humildad y a la sencillez,

Sí al compromiso con los hombres,

Sí a la ayuda a los más necesitados,

Sí, a los planes del Señor para mi vida.

(F. Navas)

 

 

 

 

Anuncios